Utilizar el soldador en el taller de tecnología puede ser un motivo de miedo para muchos, incluida yo. Pero he encontrado una manera de organizar el uso del soldador de manera que no haya motivos para el miedo…

Creo que es importante que mencione aquí que soy muy estricta con las normas en el taller de tecnología, por lo que me es relativamente fácil que mis alumnos utilicen el soldador, pero creo que es importante que mencione que el uso del soldador va a ser dependiente del grupo de alumnos que tengas. Si necesitas ayuda organizando tanto las normas como los grupos en el taller de tecnología, visita éste post.

Lo primero es que trates de tener un proyecto en el cual los alumnos puedan trabajar de manera autónoma, es decir, que no te necesiten los alumnos de manera constante.

Te pongo un ejemplo, yo comencé a utilizar el soldador en un proyecto en el que los alumnos utilizaron motores, por lo que había que soldar los cables al motor.

Pero esos motores iban dentro de una estructura que permitía a los alumnos crear una máquina de pompas (salió fatal, funcionó sólo una de 10, la verdad es que no me explico por qué los resultados fueron tan malos, pero sí que me permitió aprender a utilizar un soldador en el aula). Ésta estructura la creaban los alumnos de manera independiente, por lo que a mi no me necesitaban.

Cómo utilizar el soldador en el aula taller de tecnología: mi sistema.

Paso 1: Explicar qué es un soldador y para qué se utiliza

El paso 1 es explicar cómo funciona un soldador, qué hace y para qué se utiliza, al grupo completo, por lo que podía directamente dar instrucciones sobre su uso.

También explico que mientras el soldador esté en manos que alguien, sea yo o un compañero, no pueden hacerme preguntas que no sean de máxima urgencia, o emergencias de otro estilo.

Por último, antes de enchufar el soldador, pregunto quién ha utilizado un soldador anteriormente, y esos alumnos, tomo nota para los pasos posteriores.

Paso 2: Explicar cómo se suelda a un grupo pequeño

Lo primero era tener delante de mí un único grupo, con un solo soldador enchufado, con sus cables pelados y todo preparado, para solamente tener que soldar. Ahí es donde explico cómo se suelda: que es necesario derretir el estaño, calentar lo que se vaya a soldar para que el estaño se quede pegado…

Y designo a un miembro del grupo como el experto soldador, que será el primero en soldar un cable, pero siempre deben soldar delante de mí, no permito que los alumnos suelden sin estar yo cerca. Éste experto soldador no es el mismo que ya sabe soldar, los que descubrí en el paso anterior, y pasará a ser otro compañero en cuanto el primero termine de soldar.

Les ayudo a soldar la primera pieza, supervisando muy de cerca.

Después, paso al siguiente grupo hasta que puedo enseñar a todos. Puede llevar casi dos sesiones, por eso es importante que después se pueda acelerar el proceso.

Paso 3: Una mayor autonomía bajo supervisión

Si el proyecto necesita soldar varias veces, una de las maneras que tengo de acelerar el proceso de soldado es que los alumnos que ya han soldado ayuden a supervisar el proceso, de tal manera que se puede enchufar más de un soldador: con dos personas supervisando (un alumno y yo, para ésto selecciono a los alumnos que ya saben soldar), podemos tener hasta 3 soldadores enchufados, algo que acelera el proceso para que todos los alumnos puedan hacer todas las conexiones que necesitan.

Antes de irte!!

Si te animas a probar cualquier cosa que hayas visto en el post, ¡asegurate de dar feedback, y compartir el resultado en instagram mencionándome!

Y asegurate de que vas al blog para echarle un vistazo a todas las ideas recientes, tienes algunas ideas que puedes mirar justo debajo.

¡Que la ciencia te acompañe!

Y recuerda que hay una amiga en mí.

Firma

Publicaciones Similares